¿Qué hacer si he sufrido una caída en la calle, y tengo lesiones?

Casos reales Recomendaciones

En Uniac Tráfico también tramitamos lesiones derivadas de accidentes en vías públicas (aceras, alcorques de árboles, parques, plazas etc.), como consecuencia del mal estado de la vía.

Hace unos días nos llamó Rafael, su mujer había sufrido una caída en Málaga, cerca de la Plaza Diego Vázquez Otero. Iban paseando  tranquilamente por la acera y tropezó con una baldosa que se encontraba rota y con un borde que sobresalía hacia el exterior, sufriendo lesiones de consideración y diversas fracturas a consecuencia de la caída.

En esos momentos, entendemos que es muy difícil pensar en qué hacer, para que en un futuro nos sirva para emprender una reclamación contra el Ayuntamiento o quien corresponda por el mal estado de la vía, pero en la medida de lo posible debéis:

  • Llamar a una ambulancia para que vaya a recoger y a atender a la persona lesionada “al mismo sitio o lugar donde ha ocurrido el incidente”.
  • Si es posible y hay personas que han presenciado los hechos, pedirles sus datos, o al menos su número de móvil, mientras llega la ambulancia.
  • Igualmente, y en la medida en que las lesiones no requieran un traslado urgente, llamar a la policía local a fin de que levante atestado de lo ocurrido y del lugar de los hechos.
  • Por último, y cuando ya hayamos atendido a la persona lesionada, es conveniente acudir al lugar y sacar fotos del estado de la vía, acera, o calle o incluso un video con el móvil  o un acta notarial, (acudiendo con un Notario al mismo lugar del siniestro) ya que posteriormente nos servirá como prueba, sobretodo porque las administraciones públicas suelen “reparar” inmediatamente los desperfectos de la vía pública cuando se le comunican estos incidentes, y de esta forma nos quedamos sin forma de acreditar el  mal estado de la misma.

La reclamación de estas caídas hay que realizarla de forma administrativa al titular de la vía, que suele ser el Ayuntamiento, como encargado de mantenerla en perfecto estado y en condiciones idóneas para los usuarios de la misma, iniciándose un expediente de responsabilidad patrimonial, que si bien es un proceso dilatado en el tiempo y complejo, finalmente y contando con las pruebas necesarias, conseguiremos que el lesionado sea indemnizado por sus lesiones. Lo más importante es acreditar el “mal estado” del lugar donde ocurrió el incidente, por eso es necesario seguir las indicaciones que os damos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *